¿Puedo darle té o miel a mi bebé?, es menor de 6 meses

Erika G
(Otras entradas)
Sobre Mí: Soy Akire, Ingeniera, era consultora de tiempo completo pero eso cambió al nacimiento de mis dos hijos, (al menos por ahora), ellos se han convertido en mi principal y más importante proyecto de vida, siempre he dicho que todo a su tiempo y este es de los momentos más bellos de la vida de una mujer, es “el tiempo de ser madre”.
Mi Objetivo: Que sean niños sanos, felices y con valores.
Apoyo la idea de que la mujer siga superándose.


A menudo se oyen o leen muchas preguntas como esta y otras más acerca de ¿qué darle a los bebés aparte de leche materna antes de los 6 meses?, hay quienes les dan desde tés o hasta cereales, arroz, fruta e incluso miel, muchas madres lo hacen por ignorancia u otras por consejo de sus madres, vecinas, amigas, etc. pero, ¿realmente es bueno hacerlo? o ¿porqué hacerlo?. Se han hecho muchas investigaciones al respecto y todo apunta a que lejos de ventajas hay mas desventajas.

Vamos a analizarlo:

Cuando el bebé está dentro del saco amniótico todos los nutrientes pasan en la sangre de mamá por el cordón umbilical -además del oxígeno- al nacer siente por primera vez hambre y por instinto busca el alimento en el seno de la madre quien lo proveerá al inicio de calostro y unos días después de leche, en este proceso el estómago sigue madurando y creciendo.

Para ayudar a madurar el sistema gastrointestinal los primeros meses, nada como la leche materna, no hay duda de que es la mejor alimentación para el recién nacido, tiene el pH (grado de acidez) exacto para su estómago ya que al nacer es neutro. Son innumerables los estudios científicos que así lo demuestran. Por lo tanto es deseable que todo recién nacido reciba lactancia materna exclusiva el tiempo que la madre QUIERA Y PUEDA procurando que su alimentación al menos los 6 primeros meses de vida sea leche, si no es posible la lactancia por problemas serios entonces en su defecto fórmula.

Es hasta unos meses después del nacimiento que el sistema gastrointestinal funciona totalmente, pero esto no significa que tenemos la bandera de salida para darle lo que queramos, lo que nos diga la abuela o la vecina, su estómago sigue madurando y hay que hacerlo poco a poco, la comida del adulto es diferente que la del nené, solo es hasta el año que podemos empezar a incorporarlo a nuestro menú, no importa que “se le antoje” o una probada que le dimos le guste mucho y pida más (mejor evitarlo), todo a su tiempo, no hay porqué acelerar las cosas.

¿El bebé necesita tés a tan temprana edad?

El té aunque para nosotros es algo rico, natural y ayuda en algunos temas de salud, es de hierbas las cuales tienen sustancias que pueden resultar fuertes para los bebés y provocar algunas reacciones negativas además de no proporcionar ningún valor nutritivo -2 calorías x taza-, como ya lo dije, los bebés menores de 6 meses no necesitan nada mas que leche. Hay muchas madres dan té a sus pequeños para calmar cólicos o para “llenarlos”, pero antes de hacerlo es recomendable preguntar al pediatra.

Recuerdo que fui a una plática de un ginecólogo antes de nacer mi niño y al preguntarle si le podíamos dar té a los bebés respondió: “Si el té fuera tan bueno entonces dios les habría dado una teta de leche y una de té”.

Química del té:

Los  tés contienen algunas de las siguientes sustancias (las principales):

  • Polifenoles: responsables de la astringencia y del sabor amargo
  • Cafeína y la teofilina y la teobromina: lo que provoca un inmediato incremento de la actividad cardiovascular
  • Sales minerales: alto contenido en flúor
  • vitamina A
  • OTROS: Pequeñas cantidades de aminoácidos, glúcidos y lípidos. Se han descubierto algunos aminoácidos exclusivos del te como la teamina.

El peligro no tanto es la toma de té sino que además hay madres que le ponen un endulzante “para que les guste y sepa rico” cuando el bebé en primera no la necesita y en segunda puede ser más perjudicial que beneficiosa, ¿a quien no nos gusta lo dulce?.

Si el endulzante es azúcar, además del sobrepeso se dañan los dientes del bebé, si es azúcar “light” se complica la cosa pues puede contener fenilalanina o espartame que si es altamente dañina para los adultos (tumores cerebrales o cáncer) ¿que no hará en el bebé? y si el endulzante es miel el problema se puede agravar al máximo, ¡si!, miel de abeja, algo tan rico, nutritivo y al parecer inocuo.

¿Porqué?, porque contiene una bacteria altamente peligrosa es la del botulismo científicamente llamada: Clostridium Botulinum
Lo que sucede es que las esporas de clostridium están presentes en la miel y no se pueden eliminar, a los adultos no nos pasa nada porque el pH del estomago es muy ácido y la bacteria no lo tolera y se muere así que aunque lleguen las esporas al estomago y se transformen en bacteria se mueren de inmediato.
En los bebés el pH del estomago es aún neutro pH=7 y esto lo hace un sistema idóneo para clotridium que es anaerobio (no requiere oxigeno) , entonces en cuanto las esporas llegan al estomago del bebe cambian a bacteria, se empiezan a multiplicar con suma facilidad y producen la toxina y el bebe sufre una parálisis o se muere sin remedio.
Si aún así alguien quiere darle miel a su hijo se recomienda la miel de maple, ni siquiera la de maíz, después de los 6 meses en que empieza la dieta blanda, pero jamás la miel de abeja. Esto es critico hasta antes del 1er año.

¿En los chupetes con miel el peligro también es latente?

Sin duda alguna, pues contienen miel o azucares que además de los riesgos del botulismo es muy perjudicial para los dientes.

¿Cereales o frutas antes de los 4 meses?

Los cereales no tienen ningún interés nutritivo antes de los 4 meses además de que pueden ser causantes de algunas alergias difíciles de controlar por la  corta edad del bebé o cólicos. Cuando se empieza a variar la alimentación, el niño empezará a tener una actividad cada vez más importante por lo que los cereales van a ir tomando poco a poco un lugar básico en su alimentación y en el momento apropiado. Los cereales forman parte de los glúcidos: féculas, azúcares y compuestos, muy importantes para la nutrición de los músculos. Los cereales y las féculas van a ir introduciéndose progresivamente en forma de papillas o purés con la leche habitual para que sea posible  detectar las probables alergias a los alimentos (gluten que contienen los cereales) y más tarde si no hay problemas se introducirán en forma de galletas o pan.

En el caso de las frutas, la mayoría tienen pH entre 2.5 y 4.5 es decir, son lo suficientemente ácidas para causar algún problema en el estomago inmaduro del bebé.

En fin es importante que antes de dar alguna cosa a tu bebé lo pienses dos veces, consúltalo con tu pediatra, es mejor esperar hasta que el esté listo para probar muchas cosas ricas, tiene toda una vida para hacerlo y tu estarás más tranquila.

About these ads

  1. Muy informativo! es verdad que muchos padres intentan acelerar el proceso de la incorporación de sólidos o de ciertos alimentos como el té. Seguramente en yahoo ya habrás visto muchas madres que aconsejan dar te de manzanilla a bebés menores de 6 meses cuando este está contraindicado en menores de dos años! lo mismo pasa con la miel, es dificil de entender por que ese afan de que los bebes prueben de todo lo más rápido posible, lo unico que puede causar esto son futuros problemas gastrointestinales (si, futuros porque de momento a veces no se puede ver ninguna reacción).

  2. Estoy asustada porqué a veces le dado.miel de abeja en el cereal a mi bebe de 5 meses y medio …no siempre …y ahora me entero lo malo que es…que se puede hacer

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s